No siempre disponemos de mucho tiempo para poder maquillarnos, y hay que priorizar en lo más importante, por eso en este post os damos unos sencillos pasos para que nos maquillemos de una manera sencilla sin tener que estar horas enfrente del espejo.

1.Hidratación

Antes de maquillarnos debemos hidratar nuestra piel y con esto conseguirás tu maquillaje aguante más tiempo y no se agriete, además tu rostro se verá perfecto sin ningun defecto.

Una vez que aplicamos nuestra crema y nuestro rostro hemos absorbido toda la hidratación debemos pasar al segundo paso el maquillaje.

2. Maquillaje para el rostro

Tenemos que elegir nuestra base de maquillaje según nuestro tipo de piel y para aplicarlo mejor utiliza una brocha ya que cualquier brocha para maquillaje son perfectas para productos líquidos o en crema ya que facilita el difuminado para poder obtener una textura y tonalidad adecuada.

Después aplica algo de corrector para cubrir nuestras ojeras e imperfecciones y difuminamos bien ya sea con una brocha para esta zona o con los dedos a toquecitos pequeños.

A continuación para dar a tu rostro un toque de color utiliza un blush en crema (colorete en crema), estos aportan un acabado más natural y duradero además los hay en barra para una fácil aplicación con un tamaño reducido para llevar a cualquier lado.

3. Ojos maquillados

Aunque parezca imposible maquillarse los ojos de manera rápida y bonita, se puede en tan solo unos pocos minutos.

Si queremos un maquillaje sencillo para el día debemos elegir tonos adecuados no pienses en colores vibrantes o llamativos, mejor utiliza tonos neutros lo más naturales posibles. Podemos aplicar  una sombra con un poco de luz de tonos como rosa o champagne y lo aplicamos con una brocha o dedos par mayor rapidez.

Lo más importante en este paso es difuminar muy bien, llevando el color hacia el arco de la ceja sin cargarlo en exceso.

Las cejas son muy importantes también asique no te olvides de ellas , ya que también necesitan algún tipo retoque.

Tan solo hay q buscar un tono similar al de tus cejas o un tono inferior para que no se noten muy oscuras. Con un lápiz para cejas rellenar las zonas donde haga falta y sellarlas con algún gel transparente o de color para que sea aún más rápido.

Si queremos unas cejas abundantes sin precisión, mejor optar por un lápiz de color marrón o negro y delineamos alrededor de nuestra ceja y difuminamos bien para que no se perciba mucho.

Aplicamos un  toque de luz a la zona del lagrimal con el dedo anular cogiendo alguna sombra luminosa y debajo de la ceja en la zona final añade también un toque de luz para que se vea perfecto.

Y por supuesto, el toque final es la máscara de pestañas pero antes rizamos nuestras pestañas y aplicaciones dos o tres capas desde la raíz hasta la punta en zig zag, para evitar el exceso y los grumos.

4. Labios de ensueño

Los labios nunca deben pasar desapercibidos y al igual que en las sombras de ojos aplicamos tonos neutros en los labios lo mismo, esto hará que el maquillaje no se vea cargado. Los tonos oscuros se ven mejor de noche así que para el día opta mejor por pintalabios o brillo de labios de tonos claros además los valen desnudos para cualquier momento del día.

Después de estos 4 pasos simples, ya has podido comprobar qué podemos maquillar de manera fácil y rápida en tan solo unos minutos. En el siguiente post os dejaré algunos productos con todos los detalles.